Reseña — Inconexión — Neal Shusterman

Mi copia de Inconexión no ha llegado todavía, sabrá Dios por qué, así que fui a mi biblioteca y tomé prestada la copia en inglés. De todos modos, el traductor es el mismo que el de las copias anteriores, así que no dudo que la versión en español también es excelente.

Inconexión

Sinopsis

Connor y Lev huyen tras el asalto y destrucción del Cementerio. Pero, por primera vez, no solo están huyendo de algo, sino que al mismo tiempo van buscando información que esperan encontrar en una mujer a la que la Ciudadanía Proactiva ha intentado borrar de la historia. Si logran encontrarla, quizá puedan dar con la clave que les permita acabar con la desconexión. Cam, el chico reconectado, también tiene planes contra la organización que lo creó. Porque sabe que derrotar a la Ciudadanía Proactiva sería un buen modo de mostrarle a Risa lo que siente por ella. Con la Autoridad Juvenil y los vengativos piratas de partes persiguiéndolos, sus caminos se encontrarán de una manera explosiva. Y el encuentro los cambiará a todos.

 Ficha técnica

 

 

Título: Inconexión
ISBN: 978-84-678-7155-5
Autor: Neal Shusterman 488 páginas
Saga: Desconexión #3 Libro de papel: 17,95 euros
Editorial: Grupo Anaya eBook: 6,99 euros
Traducción: Adolfo Muñoz García Primeras páginas

Opinión personal

 Tras la destrucción del Cementerio, Connor está convencido de que Sonia, la misma que lo escondió en el primer libro, tiene la clave para abolir la desconexión de una vez por todas. La razón es simple: Sonia y su esposo fueron los que diseñaron la tecnología que eventualmente engendró la desconexión. Como Sonia se unió a la resistencia, es lógico asumir que nunca hubiera imaginado que el fruto de su investigación sería usado para fines tan atroces. Para reforzar este hecho, Shusterman insertó algunos incisos narrados por los Rheinschild que me parecieron brillantes, pues comienzan con un tono alegre y lleno de esperanza que poco a poco se va agriando a medida que ven que la tecnología que crearon es usada de la peor manera posible.

«Seguramente esta nueva tecnología médica nos liberará en lugar de esclavizarnos, pues creo firmemente que la compasión humana es mayor que su codicia. Por este motivo, he fundado la Ciudadanía Proactiva para que vigile fielmente el ético uso del injerto neural. Estoy seguro de que los abusos serán la excepción y no la regla» —Janson Rheinschild.

Oh, Janson. Si tan solo hubieras sabido cómo iba a terminar todo.

Como en las entregas anteriores, Shusterman usa múltiples puntos de vista para ir tejiendo diferentes hilos argumentales. Como siempre, volvemos a estar en las cabezas de Connor, Lev y Risa, así como en las de otros personajes como Camus Agrex, el chico reconectado, y Nelson, el pirata de partes obsesionado con Connor.

No puedo quejarme con las vueltas d tuerca y el ritmo de la historia. Shusterman ha demostrado ser un escritor conciso que no se desvía por meandros innecesarios, además de tener la capacidad  de elaborar personajes sólidos. Sin embargo, en esta entrega hubo un arco en particular que me pareció innecesario y otro que no cuadró con el personaje. El arco de Nelson y Argent no tuvo conclusión, mientras que el de Risa pudo haber sido omitido.

A partir de ahora, me permitiré la libertad de colocar spoilers. Como siempre, estarán en blanco y tendrás que seleccionar el texto para leerlos, por lo que puedes optar por no hacerlo.

El asunto de Risa en particular me se me hizo inconsistente. |Mientras que la mayoría de los personajes siguen acciones coherentes con sus personalidades, el arco de Risa pareció jugar contra ella. Risa siempre fue el cerebro del equipo; en esta entrega, actuó de manera precipitada en más de una ocasión. Sin embargo, admito que puede deberse a que está sola.

Además, puede que su historia haya sido completamente innecesaria. Eventualmente Risa tiene la oportunidad de asentarse y pasar desapercibida, pero ocurre algo que la convence de continuar sus esfuerzos por abolir la desconexión. Esta situación habría funcionado bien en el primer libro, pero no a estas alturas. En Desconexión, Risa prefirió quedarse en silla de ruedas antes que recibir la columna vertebral de un de un desconectado. El único motivo por el que aceptó el injerto en Reconexión fue porque Ciudadanía Proactiva juró no atacar el Cementerio; tan pronto lo hicieron, Risa decidió no seguirles el juego y volvió a la causa. Si hay alguien determinado a acabar con la desconexión, es Risa.|

Por lo tanto, la conclusión de su arco argumental es inconsistente, lo que a su vez hace que dicho arco sea innecesario.

Esto me extrañó, así que decidí investigar un poco. Resulta que Desconexión iba a ser una trilogía, pero la editorial decidió dividir la última entrega en dos porque era muy larga. No voy a mentir, Inconexión tiene una conclusión lógica y explosiva, así que funciona bien como entrega, pero al mismo tiempo, deja la sensación de haber sido solo el preámbulo para algo más grande. Es posible que mi queja sobre el otro arco argumental que me pareció innecesario, el de Nelson, alcance su clímax en la siguiente entrega.

Sé que parece que me estoy quejando bastante y es posible que parezca que Inconexión no me gustó nada. Si bien no me fascinó tanto como Reconexión, la disfruté como este perro jugando con hojas. Es decir, mucho. Shusterman sigue manteniendo un buen ritmo y poniendo a sus personajes en situaciones que los hacen demostrar sus habilidades. Y Dios, ese final. ESE FINAL. Estoy segura de que Shusterman jugará todas sus cartas en la conclusión de esta saga y me dejará sin aliento. Estoy convencida de ello.

Calificación final

 

 

8 comentarios

Deja un comentario
  • Hola!
    Desde hace ya un par de meses que veo reseñas maravillosas tanto de Desconexión como las siguientes entregas y – aunque yo no soy muy de distopías – la historia ha terminado llamándome la atención. Será motivo de apuntarlo en la wishlist.

    Un beso!

    • Yo tampoco soy muy de distopías. Mi interés por ellas es más bien reciente y me he llevado varios chascos con las distopías juveniles. De las que he leído, esta ha sido la única que me ha parecido realmente buena a nivel argumental, así que te la recomiendo con los ojos cerrados.

  • ¡Agh! Condenado colegio y condenados exámenes, odio tener tantas ganas de leer estos libros (con lo mucho que me gustó el primero) y saber que no puedo hasta dentro de dos semanas por mis exámenes… Necesito mis vacaciones ya. T-T

    P.d: ¡OMG! Me enamoré de ese husky, ¡¡es demasiado hermoso!! *-*

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar etiquetas y atributos HTML : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Copyright © 2016 Ana Katzen.