Reseña — El libro del cementerio — Neil Gaiman

«Había una mano en la oscuridad, y esa mano sostenía un puñal».

Cada vez veo más y más libros infantiles con temas macabros, y creo que en parte es gracias a El Libro del cementerio.

Sinopsis

Guiado por su instinto, un bebé escapa de la cuna en medio de la noche y logra alcanzar el cementerio más cercano a su casa. El individuo que lo persigue, cuchillo en guante, acaba de asesinar a toda su familia y está decidido a terminar con él. Pero los espectros del camposanto protegen al pequeño y acaban acogiéndolo en sus tierras. Aunque esta vez se le ha escapado, el siniestro hombre Jack no descansará hasta cumplir su misión…

Ficha técnica

 

Título: El libro del cementerio
ISBN: 9788499181462
Título original: The Graveyard Book Publicación: Octubre 2010
Autor: Neil Gaiman Encuadernación: tapa blanda
Traducción: Mónica Faerna García-Bermejo 255 páginas
Editorial: Roca Precio: 7,55 euros

Opinión personal

No puedo decir mucho salvo que me encantó este libro. Huyendo del asesino de su familia, un bebé llega al cementerio, donde los fantasmas y seres que lo habitan deciden protegerlo hasta que sea mayor. Los Owens se ofrecen a ser sus padres adoptivos, y el vampiro Silas será su tutor. El niño es llamado Nadie Owens.

Esta novela ganó el premio Hugo a Mejor Novela 2009. Me parece que se merece el galardón, ya que solo la idea de un niño criado en un cementerio es digna de alabanza. Además, al narrar los sucesos a través de los ojos de un niño acostumbrado a lo sobrenatural, Gaiman logró transformar temas macabros en eventos casi familiares. Una persona corriente huiría de un fantasma; pero los fantasmas que conoce Nadie son seres inofensivos y hasta entrañables (la mayor parte del tiempo).

Cada capítulo trata sobre una aventura del pequeño Nadie, quien es capaz de atravesar paredes y desaparecer como cualquier fantasma. Conoce a otra niña que también juega en el cementerio, se hace el pupilo de un vampiro y una hellhound, es secuestrado por ghouls, conoce a una bruja… Mientras tanto, el asesino de su familia continúa buscándolo. Poco a poco, Nadie debe madurar y perfeccionar sus habilidades para que, algún día, cuando sea lo bastante mayor y el riesgo de ser asesinado haya sido eliminado, pueda salir del cementerio y conocer el mundo exterior.

Es una novela excelente dirigida al público infantil, pero que personas de todas las edades pueden disfrutar, porque es una historia que en un principio solo parece tratar de aventuras, pero cuyo tema central es, sencillamente, crecer.

Aquí les dejo una par de imágenes imágenes. La versión que yo compré está en inglés, pero la edición en español tiene las mismas ilustraciones.

 

 

 

 

Calificación final

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar etiquetas y atributos HTML : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Copyright © 2016 Ana Katzen.